UGT ha presentado denuncia ante la Inspección de Trabajo. El pasado 6 de junio se han alcanzado ya los 39,7ºC. El Centro no cuenta con ningún sistema de Climatización.

UGT Servicios Públicos Almería exige que se cumpla la legislación vigente que establece una temperatura en el interior del centro de trabajo comprendida entre los 14ºC y los 25°C.

Desde que se inicio de actividad, en octubre de 2022, en el Centro de Tratamiento Almería (situado en Polígono Industrial La Juaida, Viator), mediante múltiples escritos, la sección sindical de UGT ha demandado a Correos la adopción de las medidas preventivas necesarias con el objeto de salvaguardar la salud de los trabajadores y trabajadoras que han de realizar su actividad en este. Así mismo ha denunciado reiteradamente ante la Inspección de Trabajo deficiencias graves en materia de seguridad y salud, entre ellas la inexistencia en dicho centro de trabajo de sistema alguno de climatización.
Ante tal situación y la inacción de la empresa, que para paliar la grave situación que denunciábamos todo lo que hizo fue colocar dos ventiladores que en nada solucionaban la situación, el pasado 11 de Julio de 2023, tras el desvanecimiento de varias personas por el calor extremo que Correos les obligaba a soportar, personados en dicho centro, instamos a la paralización de la actividad por el riesgo inminente que tal situación suponía para la salud de las trabajadoras y los trabajadores que la padecían. Fue entonces cuando, por primera vez, la empresa adoptó medidas que, ahora sí,
salvaguardaban la salud laboral de trabajadores y trabajadoras, trasladando su actividad a otro centro climatizado.

Por increíble que parezca, a pesar de toda la situación sufrida el pasado verano, hemos llegado a estas fechas sin sistema de climatización alguno en el Centro de Tratamiento Almería ni traslado previsto a otro centro que reúna las condiciones mínimas de salubridad requeridas.

Así las cosas, el pasado 6 de junio, tras visita al centro de trabajo, UGT constató que se habían alcanzado ya temperaturas de 39,7ºC. Se ha procediendo a denunciar estos hechos, una vez más, ante la Inspección de Trabajo, a la que se le ha solicitado paralizar la actividad en el centro de trabajo por riesgo grave e inminente para la salud de las personas trabajadoras, en tanto se articulan las medidas necesarias para salvaguardar la salud de las mismas.

Es altamente irresponsable que Correos siga exponiendo a la plantilla de este centro en Almería a un riesgo cierto de sufrir daños en su salud, que podrían ser muy graves e incluso letales en caso de sufrir un golpe de calor. UGT va a seguir promoviendo cuantas medidas pudieran resolver satisfactoriamente esta situación, contemplando entre estas reclamar responsabilidades penales en el caso que, por inacción, tuviéramos que lamentar alguna afección grave.